lunes, septiembre 04, 2006

54


Se llamaba Lourdes, no se sabe cuántos años tenía. Apareció en su cama, asesinada de un tiro por su marido, que yacía también muerto a su lado. Tenía tres hijos y quería trabajar y separarse. Él no le dejaba, ni trabajar ni separarse. El viernes, cuando la asesino a sangre fría y con premediatación -había mandado a sus hijos a hacer un recado para que no vieran nada hasta que estuviera consumado-, ella iba a pasar su primer día de trabajo en un colegio. No llegó.
El relato de los hechos concluye que la policía está investigando si él sufría algún transtorno mental. Quizá lo único que le pasaba es que era un maltratador.

10 comentarios:

euskalherritarra dijo...

Seguimos con los testimonios tontos. En terra noticias recogen el testimonio de Rogelio, compañero de trabajo de José Luis (el asesino), le describe como: "un hombre normal, que no daba ningún tipo de problemas". Desde la APV ¿no podeis enviar un comunicado a todos vuestros socios para que dejen de incluir bobadas en este tipo de noticias? Por lo menos los lectores vascos no tendrían que leer este tipo de cosas.

Lucía dijo...

Gracias por la propuesta. Sabrás que este tema de los malos tratos es una de mis sensibilidades, y claro, la idea de hacer algo ya la tenía.

el Óscar dijo...

Espero no ofender con el comentario, pero la frase de “ella iba a pasar su primer día de trabajo en un colegio. No llegó” me ha recordado a las memorables crónicas de sucesos que se hacen en las noticias de A3, en programas tipo Gente y demás, en las cuales te explican todo aquello que la persona fallecida en cuestión no podrá realizar por estar muerto (con lo cual.. ya no sabes si la noticia y lo triste es que lo hayan matado/haya fenecido en accidente etc o que se le hayan fastidiado los planes). Ejemplo de anticipación de cosas que iba a hacer el ser noticiado (da igual si lo iba a hacer ese día o más tarde): “Antonio ya no podrá asistir a la comunión de su nieto...............cuando lo tenga...... porque su hijo tiene 4 años....”. Ejemplo de cosas que le gustaba hacer al ser noticiado que ya no volverá a repetir (cuanta más reiteración haya mejor) “Antonio no podrá disfrutar de los anuncios de `Disfruta la Fruta´ con los que tanto disfrutaba” . Y si es en las noticias de A3 siempre está bien colar un Real Madrid, tal que así: “ya no podrá ir a ver ganar a SU Real Madrid, ni disfrutar con los fichajes de Diarra, el guapo de Cannavaro....” (y aquí entonces sale J.J. y se enlaza con los deportes).

Y en cuanto a la repetida frase de “era un hombre normal, no daba ningún tipo de problemas”... puesss...da que pensar. No se si lo hacen para que vivamos atemorizaos todo el día y no nos fiemos de nadie o qué. Al menos podrían sacar alguno que dijese “Se llevaba los post-its y algún boli del trabajo a casa”, aunque en ese caso quizá si que habría mucha más gente de la que sospechar.

euskalherritarra dijo...

Como explican las informaciones al asesino no le hacía gracia que su mujer trabajara. El saber que Lourdes iba a trabajar por primera vez ese día aporta información al hecho. Deduzco que la mató ese día por eso, y que si hubiera empezado a trabajar hoy, la hubiera matado hoy. No es que no vaya a realizar eso por estar asesinada, sino que está asesinada por ir a realizar eso.

MALiZiA dijo...

de link en link, llegué hasta aquí. Me quedé leyendo el último post. Es terrible cuántos casos hay de esto, y lo más terrible cuántas mujeres estarán en la misma situación en este instante. espero la información sea un arma para ayudar a quien está preso en una relación enferma.
un cariño desde Buenos Aires.

Lucía Martínez Odriozola dijo...

Lo cierto es que el Óscar tiene razón, y bastante gracia al explicarlo. Pero sí que la información dejaba entrever que el detonante fue el trabajo.
Saludos, Malizia.

Mrs.Doyle dijo...

Siempre que pienso en este tema me invade la misma pregunta:
¿Son los verdugos enfermos o simplemente son seres sin escrúpulos?

Lucía Martínez Odriozola dijo...

Yo diría que son gente muy pequeñita y que pretenden resolver su enanez mediante la violencia.

Mrs.Doyle dijo...

Estoy de acuerdo, Lucía.
Pero ¿se podría considerar eso una patología?

Lucía Martínez Odriozola dijo...

Ni idea, Doyle. Cuando tenga oportunidad, preguntaré por ahí y haré una anotación.

 
Free counter and web stats