martes, diciembre 26, 2006

Lo que veníamos necesitando



Los quioscos alemanes han incorporado esta semana una publicación alternativa masculina que se propone "poner freno a la sed de poder de las mujeres", la revista 'Benno', porque, dicen sus editores, "las mujeres hace tiempo que no son el sexo débil, sino todo lo contrario, ahora las víctimas somos los hombres", según informa periodistas.es.

O sea, unos desaprensivos quieren hacer negocio con hombres descontentos, con hombres machistas. El tema de portada de su primer número, con Mahmud Ahmadineyad, es bastante esclarecedor, ya sabemos cuál será la línea editorial. No es aceptable hacer negocio con algunas cosas, no es aceptable tratar cualquier cosa y de cualquier forma para subir los índices de ventas. No son tiempos de no defender los derechos humanos. Y el de la igualdad de las personas por encima de su sexo, su raza, su religión... es uno de ellos.
No se puede hacer apología de cualquier cosa, no se puede negar la existencia del holocausto. No se puede hablar de que en Irán se han restablecido los derechos de los hombres y que no pase nada. Debe pasar. Pero no sé si confiar en la conciencia de algunos ciudadanos para que no compren la revista ni la lean. De primeras la tirada ha sido de 200.000 ejemplares.

Gracias, Rodrigo.

7 comentarios:

Nahum dijo...

¿Y por qué no confiar en la legislación en lugar de en la conciencia de algunos ciudadanos? La libertad de expresión tiene sus límites y parece que esta publicación lesiona otros derechos más importantes.

Ese "debe pasar" al que haces referencia, ¿por qué no se concreta en un cierre judicial? Según lo que cuentas, a mí me parecería razonable...

Lucía, aclarando cosas, dijo...

Quizá no me expresé con claridad. La revista no niega el holocausto ni defiende el terrorismo, pero en mi opinión esas ideas son equiparables a decir que Irán es el paraíso de los hombres porque allí la mujer no tiene los derechos de las alemanas, que no solo pueden gobernar sino que gobiernan.

Zigor Aldama dijo...

Me parece que exageras, Lucía. Aunque sea una barbaridad no podemos caer en la atrocidad de compararlo con la negación del Holocausto o con la exaltación del terrorismo. Calmémonos un poco.

Anónimo dijo...

Estoy calmado y digo:

Si esa revista dice que Irán es el paraíso de los hombres porque las mujeres tienen menos derechos, es una barbaridad de grueso calibre, una salvajada. Y no será directamente una exaltación del terrorismo o de la violencia, pero en ese chistecillo de pésimo gusto se da vidilla a una apología del menosprecio a las mujeres.
Y de esos polvos vienen después trágicos lodos... Así que me parece muy normal que Lucía se escandalice. El asunto lo merece.

Ander

Zigor Aldama dijo...

Una cosa es escandalizarse. Otra muy diferente, compararlo con la negación del holocausto.

Por cierto, Ander, ¿por qué firmas últimamente como anónimo? (Curiosidad, nomás)

Anónimo dijo...

Envío el mensaje como anónimo pero lo firmo con mi nombre. ¿Por qué?

a) Lo hago para crear un pequeño misterio y para que la gente me lo pregunte.

b)Porque soy tonto y firmo mis textos anónimos, como aquel terrorista que murió al abrir la carta bomba que le había sido devuelta (un día os hablaré de los Premios Darwin, galardón que se otorga a aquellas personas estúpidas que mejoran el patrimonio genético de la humanidad eliminándose a sí mismas).

c)Porque me persigue la Unesco.

d)Porque Blogger se ha cansado de mis chapas y cada vez me pone más pegas para firmar con mi nombre de usuario.

Ander

June dijo...

Sí. Por algún motivo da más problemas publicar los comentarios como Blogger que como Otros o Anónimo.

Completamente de acuerdo con Lucía y Ander. En cuanto a compararlo con la negación del Holocausto, me gustaría tener cifras de las mujeres asesinadas, maltratadas y violadas cada año en todo el mundo y tal vez las cifras superen a las de las represiones de las dictaduras más sangrientas de la historia. Todavía no se toma en serio que en España hayan sido asesinadas 66 mujeres en un año. ¡¡¡66 MUJERES EN UN AÑO!!!

He encontrado los siguientes datos de Amnistía Internacional:

- Por lo menos una de cada tres mujeres o, dicho de otra forma, hasta mil millones de mujeres, han sido golpeadas, forzadas a una relación sexual no deseada, o sometidas a abusos durante sus vidas. Por lo general, el que abusa de ellas es un miembro de su propia familia o un conocido suyo

- El 47% de las mujeres manifiestan que su primera relación sexual fue forzada

- Una de cada cinco mujeres será violada u objeto de un intento de violación durante su vida

- Más de 135 millones de niñas y mujeres han sido sometidas a mutilación genital y otros dos millones más corren peligro de ser sometidas a esta práctica cada año (6.000 cada día)

- Si redujéramos el mundo a una «aldea global» de 1.000 personas
· 500 son mujeres
· deberían ser 510, pero 10 nunca llegaron a nacer debido al aborto selectivo en función del sexo, o bien murieron en la infancia debido al abandono
· 300 son mujeres asiáticas
· 105 mujeres son analfabetas
· 145 mujeres subsisten con menos de un dólar por día
· 167 mujeres reciben palizas o están expuestas a sufrir violencia de algún tipo durante su vida
· 100 mujeres sufren violación o intento de violación durante su vida

http://web.amnesty.org/library/Index/ESLACT770342004

Por cierto, ¿por qué no actúa la ley? Porque no se ha tipificado ningún delito similar a la apología del terrorismo o el menosprecio de las víctimas. ¿No son estos datos suficientes para proponer leyes de este tipo? ¿Por qué merece menos respeto y menos protección una víctima de la violencia contra las mujeres que una víctima del terrorismo?

Como he manifestado muchas veces en este blog, me parece muy preocupante que muchos hombres empaticen con la línea editorial de la revista. Se oye constantemente entre los hombres hablar de feminismo radical en el que las mujeres quieren ser superiores a los hombres. Algo ha fallado y creo que las feministas y todas las personas que defiendan los derechos humanos tenemos que reflexionar sobre cómo hacernos entender para que esas ideas desaparezcan.

Siento haberme extendido tanto y gracias, Lucía, porque me has dado una idea para mi blog.

 
Free counter and web stats