domingo, agosto 05, 2007

Maratón

"Un ejecutivo amigo corre la maratón, mientras su mujer, eso es amor, le sigue de estación en estación de metro. Le espera entre el público, le saluda, le anima y otra vez al subterráneo".
Leguineche, Manuel. El club de los faltos de cariño. Barcelona, Seix Barral, 2007. p. 320.

2 comentarios:

David Álvarez dijo...

Mis suegros cuentan la misma historia. Y lo hacen a menundo. Y con mucho cariño.

Lucía dijo...

¿Lo hicieron ellos? ¿Quién corría a pie y quién en metro?

 
Free counter and web stats